lunes, 7 de julio de 2014

RECURSOS HUMANOS. Las preguntas más comunes en una entrevista de trabajo (2/8)

Siguiendo con las preguntas más comunes en una entrevista laboral, nos corresponde presentar aquellas preguntas relativas a tus empleos anteriores y a la forma en que te expresas de tu ex jefe y ex-compañeros.


Preguntas sobre tu antiguo trabajo, jefe o colegas

¿Por qué quieres salirte de este empleo? ¿Por qué quieres cambiar de empresa? 
En ningún caso comiences a criticar a tu antigua empresa, jefes o colegas. Si lo haces, el entrevistador podrá pensar que no eres una persona de fiar. Apuesta por la carta de "quiero asumir más responsabilidades" o "quiero ganar más experiencia".
En el caso de que los motivos tienen más que ver con una reducción de plantillas y despidos, puedes explicarlo. "A pesar de mi buena labor tuvieron que prescindir de mi". Cada vez se valora más la flexibilidad y adaptabilidad, con lo que no debes avergonzarte si te han despedido.A nadie se le escapa que uno de los motivos que se suele esconder tras un cambio de empleo es ganar más dinero. De momento no menciones el tema, ya llegará el momento de hablar del sueldo. Finalmente, si otra de las razones es la cercanía a tu lugar de residencia, mejor óbvialo, ya que indica que sólo estás interesado en la ubicación de la compañía y no en su filosofía.

¿Qué tal la relación con tus superiores anteriores? 
Hablar mal de ellos aunque fuera cierto lo que digas podrá ser utilizado en contra tuya. Sé positivo y no uses la ironía. El entrevistador juzgará que la relación con los nuevos superiores será similar a la mantenida en el pasado.

¿Qué funciones desempeñabas? ¿Qué aprendiste durante tus trabajos anteriores?
¿Cuál de tus trabajos previos te ha gustado más/menos? ¿Por qué?
¿Cómo te llevabas con tus compañeros, con tus subordinados?
¿Cómo te ven tus subordinados?
¿Cuál fue la situación más desagradable en que te viste? ¿Cómo le hiciste frente?
¿Cuáles son los problemas que has resuelto en tu actual empleo?
¿Cuáles son las decisiones más difíciles que has debido tomar?
¿Qué datos utilizas para tomar una decisión importante?
¿En qué casos has sido criticado por tus decisiones?
¿Cómo has intervenido en el éxito de tu empresa?
Descríbeme situaciones en las cuales tu juicio u opinión han demostrado ser los correctos.
¿Cómo describirías el impacto que vas a dejar en tu ex-empresa?
¿Cuáles son los logros profesionales de los que te consideras más satisfecho?

La respuesta para cada una de estas preguntas ha de ser positiva, sin decir mentiras, por supuesto. Pero aún cuando las causas te tengan molesto, el entrevistador no es la persona más adecuada para escuchar tus quejas o a quien le reveles lo molesto que estás. Si lo haces, el entrevistador puede llevarse una imagen negativa de ti. Y no serás la primera opción que sugiera a quien solicita la contratación del puesto laboral vacante.

Recuerda que el entrevistador es el filtro más importante para lograr un empleo. 


FME CONTADORES PÚBLICOS, ofrece servicios integrales en materia de Recursos Humanos, desde la publicación de vacantes y ayuda en los procesos de selección, hasta la asesoría de nómina, seguridad social y demandas laborales.


No hay comentarios:

Publicar un comentario